viernes, 21 de octubre de 2011

08.- Representación de resultados e interfaz de búsqueda

El proceso de representación y visualización de resultados le sigue al proceso de recuperación de información en el que el buscador resuelve los documentos más pertinentes a la consulta del usuario. Las implicaciones que se derivan de la presentación de los resultados de la consulta son claves en arquitectura de la información. ¿Cómo representar la información?
  • Qué campos y tipos de datos deben ser visualizados
    • Para los usuarios que conocen el resultado exacto, se muestran los datos esenciales, representativos de cada respuesta, como por ejemplo el autor y el título en cada registro.
    • Para usuarios con mayor desconocimiento se recomiendan campos descriptivos como por ejemplo el resumen, las palabras clave, señalización de los términos en los párrafos.
    • Cuando los campos con datos esenciales no ayudan a discernir correctamente se recomienda la introducción de otros, como por ejemplo la fecha o año de publicación, registro o fecha de actualización, localización, etc.
  • Cuántos documentos se deben mostrar
    • Si la descripción de los documentos recuperados es amplia se recomienda mostrar menos resultados. En caso de ser más escueta se recomienda mostrar más resultados. También ello puede depender de terceros factores como por ejemplo la resolución para la que está optimizada la página de resultados o el navegador web que se esté empleando.
    • Siempre que sea posible se deberán mostrar el número total de resultados obtenidos en cada consulta de forma tal que el usuario pueda valorar si realmente desea efectuar una navegación a través de todos ellos. 
    • Lo común es mostrar tandas de 10, 25, 50 o 100 resultados por página. También se deberá permitir su ajuste personalizado.
  • Listado de resultados
    • Ordenación alfabética de los resultados. Los títulos de los resultados no alfabetizarán por artículos determinados, indeterminados o preposiciones.
    • Ordenación cronológica de los resultados. Utilizado para aquellos resultados relacionados con la publicación de noticias o información periódica y contínua.
    • Ordenación de los resultados por relevancia. La relevancia de los resultados depende de la frecuencia de aparición u ocurrencias de los términos de consulta, presentes en el documento, de la proximidad de los términos o su adyacencia en la misma frase o párrafo, del campo en el que fue encontrado el término de la consulta (título, resumen, subtítulo o cuerpo del documento), de la popularidad del documento después de ser valorado por el usuario. Finalmente en este proceso también intervienen factores como la heterogeneidad de la colección (Cuanto más dispar, más dificultad para recuperar con relevancia) y el método de indexación de los textos y términos que componen el corpus documental.
    • Ordenación de los resultados por popularidad. Implica un proceso de ponderación de los resultados en función de los enlaces externos que recibe cada recurso. Cuantos más enlaces referencian el recurso, más conocido y mejor valorado por los usuarios. Este tipo de algoritmos conocidos como rango de páginas tiene su mejor en el PageRank.
    • Ordenación de los resultados según experiencia del usuario. El usuario se encarga de calificar los recursos en función de la experiencia y utilidad de los mismos para el desempeño de sus actividades, tales puntuaciones se suman y concretan en un valor numérico como por ejemplo número total de valoraciones y máxima calificación. Tales datos suelen estar acompañados por mecanismos de comentarios y etiquetado social.
    • Ordenación por pago de emplazamiento. Cuando la aparición en las primeras posiciones de los rankings no se deben a ninguno de los motivos anteriormente expuestos, cabe la posibilidad de que el resultado fuera emplazado en esa posición mediante pago, se trata del factor económico. Aparecer entre los primeros resultados supone una mayor visibilidad y esto es aprovechado por muchos usuarios y empresas para promocionar sus servicios y productos. A este modelo se le conoce por sus siglas PFP (pay for placement)
  • Agrupación de resultados
    •  La clasificación de los contenidos del corpus documental permite su agrupación, así como la contextualización de las consultas que efectúa el usuario en el sistema. Ofrecer al usuario grupos de resultados por temas releventes a su consulta le ayuda a discernir o desambigüar el sentido de su consulta y por lo tanto a encontrar antes la información que demanda. Esto se consigue mostrando un listado de categorías temáticas, con la indicación de la cantidad de resultados obtenidos en cada una de ellas. Pero también pueden agruparse contenidos en torno al tipo de documento (o tipo MIME), rangos en las fechas de publicación o a través de sus metadatos.
  • Exportación de resultados
    • Una vez se encuentra la información, se requieren opciones generales de exportación, impresión, envío por correo de los contenidos, opciones para seleccionar y guardar resultados así como alertas RSS.
Interfaz de búsqueda
El interfaz de búsqueda hace posible un lenguaje visual fácilmente comprensible para el usuario con el que poder emitir las órdenes y requerimientos de su consulta y necesidades informativas. Desde el punto de vista de la arquitectura de la información, el reto es presentar las opciones de búsqueda con un interfaz adaptado a cada situación, por ejemplo:

  • El nivel de experiencia del usuario y la motivación de la búsqueda. Están familiarizados los usuarios con los lenguajes de interrogación y consulta como por ejemplo los operadores booleanos o prefieren emplear el lenguaje natural, necesitan ayudas contextuales para refinar las consultas, qué nivel de precisión necesitan para satisfacer sus necesidades, que nivel de exhaustividad requieren en los resultados, cuántas veces están dispuestos a reformular la consulta o hasta qué punto están dispuestos a navegar entre las páginas de resultados.
  • Tipo de necesidad de información. Necesitan información para la toma de decisiones, qué tipo de detalles se necesitan proporcionar de cada documento o resultado para satisfacer esa demanda.
  • Tipo de información que se busca. Se requiere una información estructurada por campos, tabulada o a texto completo, en qué formatos, con qué grado de actualización.
  • Cantidad de información que se busca. Mostrar demasiada información puede abrumar al usuario, pero informarle en todo caso puede proporcionarle un alivio y una garantía de control en la representación y visualización de la información, por lo que dotar al interfaz de consulta de dicho control puede suponer
En función de tales factores y casos, se diseña el interfaz de consulta o de control del motor de búsqueda, desde la estrategia de búsqueda por defecto, pasando por la que defina el usuario, hasta los campos, botones y selectores que posibilitan efectuar búsquedas booleanas, definir los formatos que se desean recuperar o el calendario que permite identificar las fechas extremas de la consulta. Todos estos elementos son los componentes de la interfaz de búsqueda.

    Componentes de la interfaz de búsqueda
    • Caja de consulta. Es el espacio desde el que se transmite la petición del usuario en forma de cadena de texto. Siempre está acompañada de un botón que emite la orden de consulta, desencadenando todo el proceso de búsqueda. El usuario suele dar por hecho que con utilizar los términos que describan su necesidad informativa, el motor de búsqueda hará el resto del trabajo, ó que no es necesario introducir operadores booleanos, ó que no hay que preocuparse por introducir términos ambigüos o sinónios, ó que no va a perder tiempo buscando más que por el campo principal de búsqueda (es decir la caja de texto), ó bien que la consulta buscará en todos los documentos en su texto completo. Esta serie de actitudes, no educan ni enseñan nada  al usuario y es por ello que después de la primera búsqueda es aconsejable recordar que tienen a su disposición métodos de refinamiento, sugerencias con otras cadenas de consulta correctamente escritas, siendo ese momento en el que aprenden y reformulan la consulta (Que es uno de los objetivos cuando no se encuentra la información directamente). Con cada movimiento y reformulación el sistema es capaz de conocer mejor el objeto de la consulta y probablemente pueda ser mejor refinado. En cuanto al posicionamiento de la caja de consulta, puede variar dependiendo del tipo de sitio web de que se trate. Por ejemplo un buscador lo situará en lugar preferentemente central, pero un sitio web con otro tipo de contenidos tenderá a situarlo en la misma barra de navegación global o dentro del menú contextual.
    • Búsqueda avanzada. Consiste en una página con funcionalidades de control del motor de búsqueda, en las que un usuario especializado o no satisfecho con el módo de consulta básico puede refinar una consulta para encontrar información más precisa. Aunque el porcentaje de usuarios potenciales de este componente es altísimo, el porcentaje que realmente utiliza la búsqueda avanzada es bajo. La tendencia es proporcionar junto con los resultados de la primera búsqueda las opciones de refinamiento propias de la búsqueda avanzada. En todo caso la forma de la búsqueda avanzada es un conjunto de campos o cajas de consulta para especificar términos obligatorios, no presentes, de relevancia, especificación geográfica, idiomática, búsqueda por frase exacta, especificación del rango de fechas, etc.
    • Repetición de consulta original. Se trata de mostrar al usuario dentro de una capa o área concreta de la página de resultados, su propia consulta. El objeto de ello es evitar que olvide los términos de su consulta y permitir la reformulación de su consulta. 
    • Cuando todo falla. Qué ocurre si el sistema no proporciona ningún resultado al usuario. Sería recomendable mostrarle sugerencias de consulta que lo redireccionen a terceros resultados con el fin de que encuentre de nuevo el camino, vestigio o pista de su necesidad informativa. Pero también puede ocurrir que todo falle cuando se recuperan miles o millones de resultados y el usuario necesite reducir notablemente su número, es decir, encontrar dentro del pajar la aguja. La forma de ayudar a su resolución es revisar la búsqueda, asesorar al usuario sobre cómo refinar, enfocar su reformulación con la navegación de la página, o contactar con un asistente para su consulta. 

    No hay comentarios:

    Publicar un comentario